Vino para Bodas, Bautizos, y Primeras Comuniones - Vinos de SuárezLa compra de vino para bodas, bautizos, y comuniones,  es el objeto de este post, junto con una orientación sobre la organización de los eventos, que a nadie se le escapa, llegan en primavera y se mantienen durante todo el verano.

Una boda es un evento muy emotivo en el que los novios desean compartir probablemente uno de los días más felices de sus vidas con sus  familiares y amigos.
El bautizo es otro día señalado donde se celebra el nacimiento de un hijo con todos los familiares y amigos, y la primera comunión tradicionalmente ha sido una celebración muy arraigada en donde se vuelve a reunir a la familia y amigos en torno al hijo que ya ha crecido.

La organización de una boda por suele ser un proyecto de cierta envergadura, en el que hay muchas tareas y muchos detalles que planificar de manera minuciosa y con bastante tiempo de antelación para asegurar una ejecución sin sobresaltos y un resultado esmerado.

Aun no siendo normalmente de tanta envergadura como la boda, los bautizos y primeras comuniones, aunque generalmente de envergadura menor suelen ser eventos que requieren también una cierta planificación.

Y para cualquiera de los eventos tienes que gestionar un presupuesto de manera eficiente. Todo debe salir perfecto para que todos los invitados y principalmente los homenajeados pasen un día estupendo.

La organización estos eventos tan bonitos pueden llegar a convertirse en un quebradero de cabezas, para aquellas personas que tienen que organizarlas.

Con una buena planificación, se puede igualmente disfrutar de los preparativos de Bodas, Bautizos y Comuniones.

Establece cuanto antes un presupuesto y cíñete a él, suele evitar sustos y problemas. 

La primera recomendación haced las cosas con tiempo, cuanto más grande se el evento, generalmente, con una antelación mayor tiene que llevar. Una boda no es descabellado empezar a planificar con seis o nueve meses de antelación, sobre todo si no quieres que te condicionen temas como las fechas del restaurante, iglesia, etc.

Ten en cuenta una serie de detalles que se van a presentar en cualquier acto de este estilo, ya sea Boda, Bautizo o Comunión:

  • Reservar la Iglesia para bautizos y comuniones, o la iglesia, juzgado o ayuntamiento si se trata de una boda. Vas a depender de la disponibilidad que tenga cualquiera de las instituciones para llevar a cabo la ceremonia en las fechas que tienes previstas.
  • Fija la fecha de la boda, bautizo, o primera comunión.
  • Restaurante para el banquete de boda, nunca sabes antes de reservar si van a pode atenderte en el restaurante que te apetece el día elegido, así que cierra el tema con el restaurante que elijas antes de comunicar nada.
  • Siempre tienes alternativas al restaurante típico, Catering más sitio especial, con una carpa es buena alternativas pero al igual que con el restaurante conviene cerrar el tema antes de seguir adelante.
  • Si es un Bautizo o una primera Comunión será generalmente una comida. Pero en el caso de la Boda ¿será de día o de noche? Está desión va influir en la elección de la ropa de los novios, invitados, en los vinos y menús.
  • Haz la lista de invitados y comúnicalo con tiempo a tus familiares y amigos. Piensa en que si fueses tú el invitado te gustaría que te avisasen con cierto tiempo, así que dale un par de meses para poder decidir y confirmar su asistencia.

 

Para un bautizo o una primera comunión casi ha acabado aquí tu trabajo de organización, puedes pensar en además:

  • En diseño de las invitaciones, ya sean en formato tradicional o electrónica.
  • Fotógrafo.
  • Organización del cocktail de bienvenida.

Pero queridos amigos si es una boda los dos elementos anteriores se convierten en imprescindibles: fotógrafo, invitaciones y cotails de bienvenida.

Y además para la boda tendrás que tomar decisiones del tipo:

  • Flores y ramo de novias.
  • Reportaje fotográfico y video.
  • Música para amenizar la celebración.
  • Peluquería, principalmente para la novia.
  • Vestido de novia y traje de novio.
  • Alianzas.
  • Puros y regalos recordatorios del día de la boda.
  • Coche para llevar a los novios.
  • Dónde pasar la noche de bodas.
  • Viaje de novios.

E incluso para mayor comodidad del invitado puedes tener que getionar:

  • Sala de fiestas o discoteca, por si se desea alargar la fiesta.
  • Transporte colectivo para prevenir accidentes.
  • Gestionar el alojamiento en caso de que vengan invitados de fuera

Alguna cosa más saldrá a tu encuentro en el camino, y todas y cada una de las cosas relacionadas, supone buscar proveedores, hablar con muchas personas, probar ropas, comidas, vinos, tomar muchas decisiones, y organizar y planificar muchas cosas para que todo salga como esperamos.

No obstante, a pesar de que todo lo anterior es importante, para los amantes de la buena gastronomía y el buen vino, uno de los aspectos realmente vitales es la elección del menú y del vino para la boda que deben de coordinarse  y maridar, es decir, armonizar entre ellos.

Tanto el cocktail de bienvenida, como la comida o cena, son los elementos centrales e importantes de la celebración, al menos para que organiza la boda, bautizo o primera comunión. Por que todo se verá deslucido si falla el menú del que el vino es una parte esencial.

Llegados a este punto, mucha gente nos pregunta ¿cuánto vino hay que comprar para una boda?

En estos casos siempre recomendamos dejarse asesorar por los restauradores, tienen más experiencia en estos menesteres que los bodegueros.

No obstante, como referencia podemos fijar las siguientes cantidades de vino a las que recomendamos añadir alguna caja adicional para no quedarnos cortos, siguiendo ese viejo dicho de que más vale que sobre que que falte:

Vino Tinto: 1 botella para cada 2-3 personas
Vino Blanco: 1 botella para cada 2-3 personas
Vino Rosado: 1 botella para cada 4 personas
CAVA o Champagne: 1 botella para cada 2 personas.

Es orientativo por qué si en el menú predominan los mariscos, por ejemplo la cantidad de vino blanco en relación al tinto puede variar a favor del blanco. Si abundasen las carnes rojas la balanza se inclinaría en el sentido de los tintos.

Por supuesto, la etiqueta del vino se puede, casi diría que se debe de personalizar para el día de la boda, bautizo o primera comunión ya que funciona como recuerdo de ese día tan especial.

Personalización de etiqueta para boda - Vinos de Suárez

En Viños de Suárez, siempre nos sentimos orgullosos de atender a los novios que desean que nuestros vinos les acompañen el día de su boda, o de los padres que invitan a nuestros vinos a los días más importantes de la vida de los niños, el bautizo y la primera comunión.

Diseñamos de forma personalizada cada una de las etiquetas para tu evento. Y claro está si eres un profesional podemos diseñar las botellas personalizadas para cada uno de los eventos que organices.

Y con un buen menú y un gran vino para las boda un broche de oro a esa celebración que nos ha llevado meses planificar. Los vinos para boda deben ayudar a mostrar lo mejor de la comida. El vino para bodas debe de ser probado previamente, y tiene que quedar bien con el menú de la boda, lo que llamamos maridar, nunca mejor dicho. Cuando vayáis a catarlos, pedir alguna tapa o plato que sea lo más parecido a lo que vosotros serviréis, así os haréis una idea del sabor final va con los platos elegidos, y si el vino tapa o no tapa el sabor de la comida.

¿Qué otro imprescindible puede necesitar tu boda, bautizo, o primera comunión? ¿Dentro de la organización de una boda, comunión o bautizo que valor le das tu al vino?

El vino para Bodas, Bautizos y Comuniones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

El sitio Web utiliza cookies para mejorar su experiencia de usuario, si continuar navegando supone que acepta el uso de las cookies de la Web y nuestra política de cookies. Para más información haga click.

ACEPTAR
Aviso de cookies